A Proposito del Ejercicio de Nuestra Libertad

En estos tiempos de concurrida propaganda politica, ofrecimientos para vincular a jovenes estudiantes como informantes de las FF.MM a cambio de X suma de dinero, un proyecto de ley-acto legislativo para penalizar la dosis personal y un jefe de ministerio publico que exhibe publicamente sus creencias religiosas- y con esto no quiero decir que no se pueda-, surge con nueva fuerza, la ya clasica discusion del ejercicio de la libertad y la forma en como el estado debe garantizarlo, y si este debe sopena de hacerlo, puede llegar al extremo de coartarla.
Sera que al estado le esta permitido intervenir en mayor medida en su proteccion, que en las formas de promoverla, o por el contrario corresponde a cada individuo ver como la ejerce?
3 comentarios